¿Cómo evalúa Google la calidad de tu sitio web? Analizo su documento oficial

¡Muy buenas amantes del SEO!

Lo que os traigo hoy es oro. Y si te dedicas al SEO, puede que incluso diamante.

Hace unos meses descubrí (no recuerdo cómo, creo que investigando por las directrices para webmasters) un documento oficial de Google en el que describían al detalle muchos de los factores que tienen en cuenta para posicionar una página. Y no es moco de pavo, porque tiene ni más ni menos que 160 páginas y con contenido actualizado del 12 de noviembre de 2015.

Me sorprendió bastante encontrar información tan valiosa gratis y públicamente, pero al final dejé el tema olvidado porque comenzaba la universidad. Hasta que Chuiso me recordó de su existencia con este tweet:

Y dije: ¡de esta no pasa! Así que me puse a leer todo el documento de arriba a abajo y tomé apuntes de cada página: factores que no tenía muy claros que funcionasen, cosas nuevas que no conocía, reflexiones personales sobre lo que decían…

Como estoy aquí para compartir con vosotros mi conocimiento, os voy a dar las directrices oficiales de Google que muestran cómo evalúa el buscador a una página con mis apuntes incluidos. De esta forma podrás leer con rapidez aquello que he visto interesante, ver en español algunos consejos (porque el documento está en inglés) y leer algunas reflexiones mías sobre lo que van contando. Creo que os pueden ayudar mucho a interpretar los mensajes, así que, aunque tardéis un poco más en leerlo, os recomiendo que abráis mis notas. Algunas son meras traducciones para que entendáis todo, pero otras sí que tienen un valor añadido que os puede resultar de gran ayuda o para sacar nuevas conclusiones. También encontraréis algunas frases marcadas pero que no tienen notas (eso es porque es importante pero no tengo nada que añadir al respecto).

google-quality

Es un contenido único y he tardado varias horas en realizarlo, pero solamente os pido una acción social para desbloquear y descargar gratis la guía que me he estudiado, con notas mías incluidas:

Por último, voy a comentar algunas reflexiones finales que me han llamado la atención después de la lectura.

Hablan mucho sobre el propósito de la página

Si seguimos a rajatabla lo que dice el manual, todo depende. Todos los nichos son diferentes y el SEO, por tanto, no es igual para todo el tipo de páginas. Google no para de repetirlo en cada punto diciendo que “todo depende del propósito de la página”.

Una de las diferencias más llamativas es la de YMYL (Your Money or Your Life) en la que se incluyen todas las páginas dedicadas a medicina, finanzas, temas legales… Y que tienen un algoritmo mucho más estricto de lo normal para medir su calidad (según la impresión que da, sobre todo a nivel de contenido), ya que de ellas depende la salud o futuro del usuario.

ymyl

Encontramos otras excepciones según el propósito de la página como la necesidad de tener una página de contacto o de “Sobre nosotros”. Según la guía, estas páginas permiten conocer más a fondo la legitimidad de los sitios y son un aspecto positivo cuando se analiza la web (aunque pueden llegar a ser un arma de doble filo si no se optimizan bien).

A lo largo del documento iréis viendo que suelo señalar conclusiones en las que “todo depende del propósito”. Es algo que se repite constantemente, sobre todo al principio, y que hay que tener en mente.

Y aquí lanzo una reflexión personal: ¿realmente el SEO es tan distinto para diferentes temáticas?

Estoy seguro de que no exactamente igual, pero tampoco muy distinto. Tener un buen contenido, buenos enlaces y no hacer locuras con tu página te puede servir para lo que sea, aunque bien es cierto que hay pequeños “trucos” o, más bien, consejos, que funcionan mejor en un tipo de web u otra, pero no dejan de ser cosas obvias. Aunque todo tiene que ver con el tratamiento que se le da a una web y su estrategia.

Son demasiado optimistas en cuanto a interpretación del lenguaje

Me resulta gracioso, a la vez que desconcertante, que Google hable en esta guía como si pudiese entender cada uno de los significados de nuestro texto, párrafos, oraciones, palabras, frases hechas o incluso intencionalidades, sin dejar escapar ni un solo error de contexto.

Si esto fuese así, experimentos de Chuiso como este no estarían en top 1 para palabras clave como “congreso marketing online”.

Aunque parece ser que pueden interpretar cosas bastante interesantes (o eso dicen). Por ejemplo, si tenemos un foro de medicina y estamos hablando sobre cómo superar la obesidad, Google puede diferenciar estas dos formas sintácticas:

  • I had: yo tuve [obesidad, y me sentí…]
  • You should: tú debes [hacer tal cosa para evitar la obesidad…]

Esto le permite saber si son experiencias personales (por tanto, no requieren de una fuente externa porque son propias y además, no se admiten recomendaciones) o si son recomendaciones, como tratamientos médicos (requieren fuente externa o fuentes para verificar que es un experto en la materia).

Para terminar con el ejemplo, si estamos suponiendo que Wikipedia es la que ofrece información sobre la obesidad, entraríamos en el segundo caso (“tú debes“, que lo tendría que decir un experto verificado con fuentes). Esto lo consiguen con las famosas citas y referencias externas que encontramos al final de cada artículo de Wikipedia. ¿A que ahora todo tiene sentido?

Un blog personal sobre la obesidad, sin embargo, tendría un marco de escritura que abarcase únicamente la experiencia de la persona (cómo se ha sentido, a quién ha acudido, qué le llevó a estar obeso, cómo lo ha afrontado…) pero no tendría una buena calidad de contenido si en él se incluyesen medicamentos recomendados por él.

Pero claro, esto está muy bien que lo diga Google. Es lógico, porque quiere transmitirnos la idea de que “crear contenido de calidad es lo mejor del mundo”. Pero, ¿hasta qué punto es capaz de interpretar nuestro lenguaje? ¿Realmente tendría un impacto tan negativo este tipo de “infracciones”? También hay que tener en cuenta que el ejemplo que ponen es de un nicho de medicina (YMYL), el cual tiene unas medidas de puntuación de contenido más exigentes de lo normal, según confirman en el propio documento.

Pero mi pregunta realmente es… ¿Cómo sabe Google si la persona que habla es una experta o no? ¡Porque entonces se podría falsificar la identidad y nuestro supuesto conocimiento sobre un tema!

Para responder a esta pregunta podemos atender a una frase que se repite una y otra vez cuando nombran buenos ejemplos de foros:

  • This forum is well known…

Ajá. “Este foro es bien conocido…”

Más claro el agua: linkbuilding. Enlaces entrantes, principalmente. Pueden haber otros factores como los que exponen posteriormente: participación en el foro, cantidad de respuestas… Pero los enlaces son los que mandan para saber si una web es conocida o no.

Por tanto, ¿si el foro tiene buena reputación por tener buenos enlaces, los que comentan son expertos?

Otro ejemplo que Google pone para evaluar la fiabilidad de una persona en un determinado tema es el siguiente:

  • She also shares pictures of her own version using an old pair of blue jeans…

“Ella también comparte fotografías de su propia versión usando un par de pantalones viejos”.

Por tanto, extraemos una segunda conclusión: las imágenes pueden ayudar a verificar nuestra habilidad en un determinado tema. Si hablamos del iPad en un foro o en un blog, pongamos fotos propias sobre un iPad (o pidámoselas a un amigo), y cómo no, pongamos un bonito ALT que describa lo que se muestra en la imagen.

Como podéis ver, es un tema sobre contenido de calidad al que no estamos acostumbrados a leer, y sinceramente nunca he puesto en práctica nada de esto, por lo que su eficacia lo dejo a juicio de vosotros. Lo único que sabemos por el momento es que Google lo confirma.

No hablan sobre enlaces, solo de contenido

Leer este documento es un lavado de cerebro. Así, tal cual. Es una de las conclusiones más claras a las que he llegado tras terminarlo.

Crea contenido, sé experto en la materia, satisface a tus usuarios, bla, bla, bla…

Pero ahora llega el momento de poner los pies en la tierra.

Dicen que las marcas pequeñas no necesitan muchos enlaces porque reconocen que es complicado, y que hay que tener buen contenido al menos. En la realidad, las grandes marcas suelen dominar los resultados, y con buen contenido o sin enlaces estás perdido (al menos los primeros meses).

¿Puedes posicionar solo con contenido de calidad?

Sí.

¿Puedes posicionar rápido solo con contenido de calidad?

En la graaan mayoría de los casos, no.

¿Y dónde está el truco? ¿Aquello tan importante pero que Google ni siquiera menciona? (Al menos de forma clara)

Linkbuilding.

Por eso, leed la guía con la mente abierta. Un ojo en la pantalla, y otro en el escritorio. Por si acaso.

Y por mi parte nada más. Ahora es vuestro turno: os toca abrir el documento y empaparos a conocimientos. Estaré encantado de leer vuestros comentarios sobre reflexiones a las que lleguéis tras leerlo, o simplemente tras leer lo que he comentado en este post. ¡Nos leemos un poco más abajo! 😉

18 comentarios
  1. 3 febrero, 2016
    • 3 febrero, 2016
  2. 3 febrero, 2016
    • 3 febrero, 2016
  3. 3 febrero, 2016
    • 3 febrero, 2016
  4. 9 febrero, 2016
    • 9 febrero, 2016
  5. 19 febrero, 2016
  6. 19 abril, 2016
    • 20 abril, 2016
  7. 9 junio, 2016
  8. 9 junio, 2016
    • 9 junio, 2016
  9. 23 agosto, 2017
  10. 6 octubre, 2017

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *